martes, 17 de mayo de 2011

Y la sociedad civil tomó las calles

Esto es lo que pasaba y se paseaba ayer tarde por Madrid y otros muchos lugares de España. Más de 50 ciudades indignadas y cabreadas con la actual situación económica y social. No conformes, por ejemplo, con que el presidente del Banco Santander, Emilio Botín, mantenga las restricciones de créditos y a la vez proponga un bonus de 330 millones para 250 directivos. O que Telefónica, aún teniendo unos beneficios récord, despida al 20% de su plantilla.  Por no hablar, claro, del paro juvenil. Por comparar revoluciones y salvando las distancias, en Túnez o Egipto, países estos donde los jóvenes salieron mayoritariamente, la media de desempleo en su caso apenas superaba el 20%. Aquí está por encima del 40.

Tienen, pues, razón los que dicen que África comienza en los Pirineos. Miren si no las últimas encuestas: formaciones con imputados en sus listas y en espera de juicio por casos de corrupción, no sólo revalidan su victoria sino que la amplían conviertiéndose, de este modo, en los caudillos de su ciudad o pueblo; al estilo, ya ven, de muchos países africanos. ¿Por qué? Por el miedo a que gobiernen los otros. Y yo me pregunto qué otros si en este país sólo gobiernan dos partidos que se turnan y nos turnan: la derecha y la extrema derecha. 

Nos dejamos sodomizar por éste porque aquel la tiene más gruesa y nos haría más daño. El caso es poner el culo sí o sí.  Por que no hay más opción. Por que no queda otra. ¿No? ¿En serio no la hay?


El otro día Zapatero, muy digno, nos llamó bellacos a los que pensamos que nos ha vendido a los mercados como antaño se traficaba con esclavos. "Mienten como bellacos los que dicen que hemos hecho recortes sociales", se dirigió a nosotros el presidente. Y de inmediato pensé en que ahora, gracias a él, tendré que trabajar más-si es que no me despiden antes por que mi empresa prevea pérdidas para el año siguiente o necesite liquidez para bonificar a un puñado de directivos ya de por si bonificados-cobrando menos para jubilarme más tarde y en peores condiciones.


Tiene razón ZP: eso no es un recorte. Es una putada.

Aunque todavía hay esperaza. Sugieren algunos. La llegada previsible del PP al gobierno -concretan- nos salvará de la crisis. Seremos otra vez ese imperio. Qué coño, en mayúsculas: IMPERIO, que otrora ponía sus pantorrillas en el despacho del presidente de la Casa Blanca y al mirar a otros países menos desarrollados decía aquello de are you talking to me? Porque Rajoy, del que sólo sé que le gusta el ciclismo, nos sacará del atolladero con su varita mágica. Y otra vez, me pregunto susceptible, ¿cuál es la receta mágica del líder popular? ¿La misma que ha dictado Europa, de mayoría conservadora? ¿Despido flexible, recorte de pensiones y ayudas sociales? ¿Se va a enfrentar Rajoy a sus colegas europeos si no es capaz de enfrentarse siquiera a su partido?


No estamos saliendo de la crisis, estamos incubando la siguiente. Unos crearon un modelo productivo insostenible y especulativo y otros lo han heredado a manos llenas y lejos de cambiarlo o repensarlo, se han asegurado un futuro vitalicio y al resto nos han dejado con un mano delante y otra detrás. Embargados. Porque PP y PSOE comparten la misma raíz semántica. La "P" de partido; es decir, "conjunto o agregado de personas que siguen y defienden una misma opinión o causa". Su causa.


Sólo les importamos cada cuatro años: prometer hasta meter y una vez metido, olvidarse de lo prometido. No obstante, señores políticos, eso se va a acabar. Se terminó eso de abrirse de piernas sin ofrecer apenas resistencia. Quizás no consigamos listas abiertas o cambiar la ley electoral para que cada persona represente un voto. Pero somos muchos-y los que no salen en el vídeo- y estamos enfadados. Cabreados. Indignados.

Nos recortaron derechos, ahora nosotros vamos a recortarles escaños

16 comentarios:

Toño dijo...

"Joder. Ponte mi máscara ahora mismo."

Mensaje de V.

La Arpía Milenaria dijo...

Como Mourinho....
Y ¿Por qué? ¿Por qué? ¿POR QUÉ?..
No se ha hecho antes.
Una generación entera no tiene futuro, vivirán peor que sus padres y aquí nadie protestaba..

Una entrada muy visceral R.
Tocas la fibra, felicidades.

R. dijo...

Recuerden, recuerden, el 15 de mayo.

;)

R. dijo...

Eso mismo me pregunto yo, arpía. Pero nunca es tarde si la indignación es grande.

Muchas gracias, no es de la "temática madrugario" pero necesita soltar lastre.

Muac, guapa

Shigella dijo...

No, si al final harás que me interese la política... pero si es que tienes razón, joder. En las próximas elecciones voto al P.B.(Partido Bohemio), aunque...ahora que lo pienso...también comparte la "P" de partido....de hecho creo que todos lo hacen... ¿entonces realmente existe el pene perfecto? ;D

Un besazo

Shigella dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Mónica dijo...

Tienes razón. El pez gordo se come al pez pequeño. Los mandamases... siempre ganan los mismos.

Guti dijo...

Me recuerda esto a los años 80 en Pamplona, buenos tiempos aunque no teníamos twitter...
Sigue así que estas cosas enriquecen la vida.

Graham dijo...

Y la indignación, sigue creciendo...

R. dijo...

En realidad, shige, si estás asqueada del bipartidismo, votar a un partido sin opciones de salir -aunque sea el PB- es contraproducente. Si quieres restarle votos a los dos partidos mayoritarios, debes votar a un partido que tenga opciones de rascar algo. Ahora mismo IU o UPyD.

El voto nulo no sirve de nada y el voto en blanco beneficia a los dos grandes.

Me alegra que te intereses ;)

Besos!

R. dijo...

Algún día habrá que pararle los pies a los mandamases, no, moni? Como dice aquel, "por lo menos que les sangre la nariz".

Besos!

R. dijo...

Antes había revolucionarios, ahora activistas. Cambia la forma pero no el contenido. O eso creo, guti.

Un abrazo!

R. dijo...

Espero que crezca también el 22 de mayo, graham.

Un besote!

Mónica dijo...

se podrá?

R. dijo...

¿Cambiar las cosas? Lo dudo. Pero imagínate que todos hiciéramos fuerza...

Un beso, moni!

Mónica dijo...

Ojalá. Que ya no pudieran mas chupar los del sillón...
que hubiera igualdad...