viernes, 5 de junio de 2009

Me emborracho en cualquier parte



Soy como dos, soy como dos,
uno que vale la pena,
soy como dos, siempre soy dos,
el otro te hace una escena.
Cuando quiero ser humano
siempre sale el arrastrado
cuando intento hacerme el malo
soy un niño abandonado.
Soy como dos, compréndelo,
uno muy descontrolado,
soy como dos, siempre soy dos,
el otro es hasta educado.
Cuando intento ser amable
siempre decido atacarte,
si quiero ser desagradable
siempre me siento culpable.
No sé bien qué estoy buscando,
pero me voy alejando,
cuando pienso en el pasado
me asusto, corro y no paro.
Soy como dos, siempre soy dos,
tienes a dos a tu lado,
por eso un día soy feliz
y de repente me enfado.
Cuando quiero maltratarte
no me decido a llamarte,
si siento ganas de abrazarte
me emborracho en cualquier parte.
Tienes a dos a tu lado,
soy feliz y de repente me enfado.



...

6 comentarios:

Tristán dijo...

no te imaginas lo bien que me describe el título de esa canción... Estoy en mi lugar de trabajo habitual, hoy hay concierto de ACDC y estoy bebiendo a hurtadillas ron robado del palco de honor, con los pies encima de la mesa y fumando y haciendo aritos...

Y encima hay movida! interviene seguridad! y me lo quería perder!

Esas cañas...

R. dijo...

Sal de ahi, joder, y vamonos esta noche, yo salgo ya, te espero en Tirso de Molina, donde las gordas aquellas. ¿Recuerdas?


abrazos!

yo misma dijo...

q tl fueron esas cañas?

R. dijo...

las de azucar?




siguen pendientes, a este paso, te a tiempo a llegar jeje

yo misma dijo...

cntos mas, mjor,no?bsssssss,gurriato!

R. dijo...

besotes pichurrina!