martes, 9 de septiembre de 2008

La canción más triste del mundo



De las canciones más tristes que he escuchado nunca. Incluso, la más triste de todas. Y por lo tanto, de las mejores que he podido saborear sobre la barra de un bar:

- Pon este tema, por favor- le dije ofreciéndole mi mp3.
- ¿De quién es?
- Es una canción de Rebeca Jiménez.
- ¿La ex de Quique González?.
- Sí, pero vamos que ella se sostiene sola.
- Ya- contestó lacónica mientras conectaba el mp3 al pc.
A los pocos segundos, la voz rota de Rebeca Jiménez cortaba con su filo el aire del garito.
- No será otra de tus canciones tristes...- dijo ella al volverse.
- Sabes que soy adicto a ellas.
- Deberías mirártelo...
- Bueno, cada cual tiene sus vicios. No fumo ni me drogo, déjame que al menos me deprima.
- Te salva que son las cuatro y he cerrado. Este tipo de canciones me espantaría a la clientela.
- O no. Tendrías a decenas de tipos apenados emborrachándose sobre la barra, piénsalo.
(Las malas rachas, siempre son largas. Yo no puedo más).
- Te gusta porque eres chico-respondió ella tajante tras un breve silencio.
- No, me gusta porque la letra está escrita desde dentro. Que es donde nace la vida.

Seáis del sexo que seáis, os dejo con ella:

Me emborraché por ti
Me emborraché por ti,
y todos me contaron que te vieron triste.
No soy capaz de hablar.
No cabe en un noche lo que yo te quise.
Las cosas cambian.
La vida mancha.
Cambiando el color.
Anoche me bebí un litro de mi vida para ver tus fotos.
Y vi salir el sol, sentada en la azotea entre cristales rotos.
Las malas rachas
siempre son largas.
Yo no puedo más
Y sigo aquí en Madrid,
buscando alguna excusa para estar más cerca.
sin planes sin saber,
que pasará mañana si el dolor aprieta.
Llorando por nada
Perdiendo la calma
Viviendo al revés
Todo lo que quise decir
y todo lo que dejo por ti
sabes que yo siempre creí
y sabes que te espero en Madrid.


1 comentario:

Azazel dijo...

Enorme esta Rebeca Jimenez...
Un gran hallazgo el que me ofreces...
Un saludo!